En nuestro post anterior de esta serie, que seguramente será larga, compartíamos los primeros términos del vocabulario de la cata de aceite de oliva. Aquí van los conecptos correspondientes a esta entrega.

A partir de hoy, nos concentramos en las llamadas sensaciones en boca. Éstas son aquellos gustos, a veces casi imperceptibles para la persona no especializada (catador), mediante los cuales el aceite se califica en el mercado.

Estas sensaciones se dividen en dos grandes tipos: las agradables y las desagradables. Pues sí, aunque no lo creas, existen también las desagradables y se utilizan fundamentalmente para descartar partidas en mal estado, o que no alcancen los estándares de mercado exigidos.

Las sensaciones agradables, se utilizan para todo lo contrario. En la gastronomía más refinada, no es lo mismo un aceite que otro; sus intensidades de frutado, amargo y picante, otorgan diferencias sustanciales a cada receta. En el próximo post, nos concentraremos en las sensaciones agradables.

Referido: aceitedeoliva.com

Publicado por

Deja tu comentario en este artículo

0 comentarios

Redactar un nuevo mensaje




Categorías

  • Cultivo
  • Noticias
  • Recetas
  • Trucos de cocina

Archivos

 
Salud y Vida Sana

- Nutricion
- Femenino
- Cocina
- Bebes
- Celiacos
- Restaurantes en Madrid
- Deportes

Musica y Cine

- Toma Musica
- Peliculas
- Carteles de peliculas
- Musica
- Television
- Arte en España

Humor y Diversion

- Jugar
- Trucos
- Sexologia
- Humor
- Impresionante
- Manga
- Blog de Humor
- Juegos
- Wallpapers


Ocio

- Viajes
- Ocio
- Famosas Guapas
- Los Astros

Tecnologia e Internet

- Diario Que!
- Nuevas Tecnologias
- Iphone
- Android
- Todo Wow
- Consolas
- Messengermania
- Telefonos

Ecologia

- Ecologismo
- Jardineria
- Caza

Motor
- Motor
- Tuning