Una y otra vez acudimos al aceite de oliva como ingrediente clave en recetas de remedios caseros. Es un hecho que de la mano de sus interesantes atributos, vamos descubriendo nuevas posibilidades de aplicación.

Uno de esos casos es justamente el remedio que te presentamos hoy. Pocos dolores hay tan molestos y paralizantes como el de oído; si tienes o has tenido bebés que lo padezcan sabes qué impotente te sientes cuando no consigues aliviarle con nada.


Su forma de uso es muy sencilla gracias a sus propiedades naturales para reblandecer los tapones y facilitar su extracción. Tan sólo coloca dos gotas de aceite tibio en el oído afectado y cubre de inmediato con un algodón.

Deja actuar durante toda una noche. A la mañana siguiente quita el algodón y procede a aplicar agua caliente con una jeringa pequeña (obviamente sin aguja).

Referido: sabor-artesano

Publicado por

Deja tu comentario en este artículo

1 comentario
norma marroquín comentó el 13.09.2009 a las 6:35 am

muy buen remedio

Redactar un nuevo mensaje




Categorías

  • Cultivo
  • Noticias
  • Recetas
  • Trucos de cocina

Archivos